Mamá, todo un reto a cumplir.

En Colombia en la actualidad, sólo el 33% de los cargos directivos son ocupados por mujeres. El panorama en Colombia frente a esta brecha de
género está siendo teñido por mujeres talentosas y con una formación académica constante, permitiéndoles un incremento importante en la participación en cargos decisivos en la alta dirección de las empresas.

Esa vinculación según la Encuesta de Género de la ANDI del año 2020, reveló que las mujeres en cargos de junta directiva pasó del 25% al 26,6%
respecto al año anterior. No son sólo cifras. La inserción laboral de la población femenina logra incrementar el Producto Interno Bruto (PIB), reduce la pobreza y la desigualdad, obligando a las familias a replantearse las tareas y responsabilidades, destacando el papel de la mujer fuera del hogar.

En el sector salud no se conoce un dato oficial de esta participación, pero ya es una constante visualizar el liderazgo del género femenino en la toma de decisiones gerenciales, acorde a las funciones tanto asistenciales como administrativas, destacando los mercados de instituciones prestadoras de salud y administradoras de riesgos.

En revista PAC Salud Total consultamos con la líder de una de las instituciones prestadoras de salud de nuestra red de atención, sobre el papel de las empresarias que tomaron la decisión de ser madres y que también son esposas. La directora general de esta IPS -que lidera más de 1.100 colaboradores y cerca de 300 médicos especialistas – dijo que las mujeres del momento que están al frente de un gran número de trabajadores ante sus funciones “siempre deben buscar un equilibrio constante entre el tiempo que se comparte en el hogar y el trabajo.  Imaginemos planear para que todo salga perfecto a la hora, al minuto y saber que el 90% de las veces nada sale como lo planeaste, pero lograste las metas del día. Es aquí donde nace el significado de éxito en la familia y en el trabajo, ser eficiente en la labor y dedicar tiempo de calidad a la familia. El verdadero desafío es entender que ese equilibrio hace parte del éxito”, dijo la líder de la IPS.

También abordó sobre los beneficios que tienen las mamás que ejercen cargos gerenciales al contar con un Plan de Atención Complementaria.
Manifestó que es de gran tranquilidad poder acceder a una red de servicios en salud en cualquier momento del día, que brinde exclusividad en atención especializada de manera directa y con esta protección, saber que su familia va a estar protegida ante cualquier eventualidad. A la fecha, la IPS ubicada en el sur de Bogotá, ha sido certificada en ISO 9001, reconocida con el sello de Responsabilidad Social Empresarial de Fenalco Solidario, además es una empresa familiarmente responsable (efr), certificación que entrega la Fundación Másfamilia, estos logros alcanzados por todos en la organización han sido retos afrontados por la Directora General en su papel de mamá empresaria, un crecimiento que comparte con la pasión con la que laboran sus  colaboradores; “se gerencia desde el corazón y se trabaja con el corazón”, re afirmó.

 

 

 

 

 

 

 

Chat Sobre PAC - Afíliate